Los desertores norcoreanos tienen mayor riesgo de padecer diabetes

Kang Soo Jeong (pasante en Daily NK)  |  2015-02-27 14:33



Image: Yonhap

Los resultados de una investigación arrojaron que los desertores norcoreanos que actualmente residen en Corea del Sur están expuestos a un alto riesgo de enfermedades metabólicas. En particular, un número importante de aquellos cuya apariencia está dentro de lo que se considera saludable están en riesgo de desarrollar diabetes.

 

El estudio fue dirigido y anunciado por el profesor Kim Shin Gon, del centro endocrino del hospital Anam, perteneciente a Korea University, el día 24 de febrero. Esta investigación consistió en un estudio de cohortes (i.e. un tipo de estudio prospectivo longitudinal para comparar la frecuencia de una enfermedad entre dos poblaciones) en un grupo de desertores de Corea del Norte, del NORNS (North Korean Refugee's Health In South Korea, por sus siglas en inglés).

 

Esta investigación, que comenzó a desarrollarse con propósitos humanitarios y académicosen el año 2008, reveló las causas (hasta ahora no comprendidas a cabalidad) de las enfermedades no infecciosas encontradas en algunos desertores.

 

De acuerdo a los resultados del estudio, aproximadamente un 75% de los desertores cuyo peso era normal al momento de ingresar a Corea del Sur, han subido de peso desde ese entonces, y que tras unos ocho años, alcanzan un índice de obesidad similar al de la población surcoreana. La tasa de obesidad abdominal hallada en los norcoreanos es considerablemente inferior (hombres 1:6, mujeres 1:3); sin embargo, la tasa de resistencia a la insulina es similar. Este trastorno metabólico es factor de riesgo en el desarrollo de diabetes. Se piensa que esto, sumado a la significativamente baja producción de insulina en el segmento estudiado, aumentarían la susceptibilidad a padecer diabetes.

 

Quienes vieron su peso aumentar en más de un 5% después de llegar a Corea del Sur, tienen 10 veces más probabilidades de desarrollar el síndrome de resistencia a la insulina, en comparación con aquellos que no tuvieron un incremento de su peso. Por otro lado, todos los desertores que participaron en la investigación mostraron un déficit de vitamina D, posiblemente debido a su tendencia a desarrollar enfermedades metabólicas.

 

Por otra parte, algunos desertores norcoreanos padecen de la llamada diabetes no-obesa (en la cual si bien la obesidad del o de la paciente no es severa, tiene el mismo riesgo de padecer enfermedades del metabolismo que las personas obesas). Estos síntomas pueden empeorar y aumentar en forma notoria el peligro de desarrollar estas dolencias.

 

Por último, el profesor Kim sostuvo que es fundamental que NORNS haga un esfuerzo por mejorar y mantener el estado de salud de los desertores, con el fin de mejorar efectivamente el tratamiento de los norcoreanos, y el funcionamiento general del sistema de salud tras la reunificación.

Los desertores norcoreanos tienen mayor riesgo de padecer diabetes

 

Kang Soo Jeong (pasante en Daily NK)

 

 

Los resultados de una investigación arrojaron que los desertores norcoreanos que actualmente residen en Corea del Sur están expuestos a un alto riesgo de enfermedades metabólicas. En particular, un número importante de aquellos cuya apariencia está dentro de lo que se considera saludable están en riesgo de desarrollar diabetes.

 

El estudio fue dirigido y anunciado por el profesor Kim Shin Gon, del centro endocrino del hospital Anam, perteneciente a Korea University, el día 24 de febrero. Esta investigación consistió en un estudio de cohortes (i.e. un tipo de estudio prospectivo longitudinal para comparar la frecuencia de una enfermedad entre dos poblaciones) en un grupo de desertores de Corea del Norte, del NORNS (North Korean Refugee's Health In South Korea, por sus siglas en inglés).

 

Esta investigación, que comenzó a desarrollarse con propósitos humanitarios y académicosen el año 2008, reveló las causas (hasta ahora no comprendidas a cabalidad) de las enfermedades no infecciosas encontradas en algunos desertores.

 

De acuerdo a los resultados del estudio, aproximadamente un 75% de los desertores cuyo peso era normal al momento de ingresar a Corea del Sur, han subido de peso desde ese entonces, y que tras unos ocho años, alcanzan un índice de obesidad similar al de la población surcoreana. La tasa de obesidad abdominal hallada en los norcoreanos es considerablemente inferior (hombres 1:6, mujeres 1:3); sin embargo, la tasa de resistencia a la insulina es similar. Este trastorno metabólico es factor de riesgo en el desarrollo de diabetes. Se piensa que esto, sumado a la significativamente baja producción de insulina en el segmento estudiado, aumentarían la susceptibilidad a padecer diabetes.

 

Quienes vieron su peso aumentar en más de un 5% después de llegar a Corea del Sur, tienen 10 veces más probabilidades de desarrollar el síndrome de resistencia a la insulina, en comparación con aquellos que no tuvieron un incremento de su peso. Por otro lado, todos los desertores que participaron en la investigación mostraron un déficit de vitamina D, posiblemente debido a su tendencia a desarrollar enfermedades metabólicas.

 

Por otra parte, algunos desertores norcoreanos padecen de la llamada diabetes no-obesa (en la cual si bien la obesidad del o de la paciente no es severa, tiene el mismo riesgo de padecer enfermedades del metabolismo que las personas obesas). Estos síntomas pueden empeorar y aumentar en forma notoria el peligro de desarrollar estas dolencias.

 

Por último, el profesor Kim sostuvo que es fundamental que NORNS haga un esfuerzo por mejorar y mantener el estado de salud de los desertores, con el fin de mejorar efectivamente el tratamiento de los norcoreanos, y el funcionamiento general del sistema de salud tras la reunificación.

 

 
Advertisements, links with an http address and inappropriate language will be deleted.

2017.08.04
Won Pyongyang Sinuiju Hyesan
Exchange Rate 8,130 8,110 8,125
Rice Price 5,770 5,740 5,800